Por Pancho Herrera González. 

A pesar de la derrota en Coquimbo el fin de semana pasado, habían quedado buenas sensaciones en torno al accionar del equipo de Carlos Rojas. Fútbol asociado y constantes opciones de gol, alimentaban el ideario de que lo sucedido en tierras piratas, no era más que un inicio en falso. Pero en Calama, con la obligación de ganar para sumar de a tres, Cobreloa otra vez mostró fallas infantiles y terminó resignando dos puntos en condición de local. ¿Hasta cuándo los “Zorros del Desierto” seguiremos resignando puntos como local?

Había buen ánimo, es cierto. Las declaraciones de jugadores y cuerpo técnico dejaban la tranquilidad al hincha de que la derrota sufrida en Coquimbo por la cuenta mínima, quedaría en el olvido prontamente en la segunda fecha del Torneo de Primera B. Puede que haya quedado en el olvido, pero porque emergió una nueva preocupación. Cobreloa resignó una victoria ante un equipo débil como Iberia (con todo el respeto por la parcialidad de Los Ángeles). Pero es que un equipo que se jacta de ser grande, no puede perder como local ante un equipo que hace años, no aparece por la Primera División.

Cobreloa formó con Cacace en el arco;  línea de cuatro en el fondo con Gomes, Hurtado, Álvarez y Contreras; en el medio campo se repitió el rombo del debut pero con un cambio posicional. Cornejo y Parra fueron los volantes externos, Sanhueza (capitán) como contención y Pavéz en posición de 10. En delantera Jiménez reemplazó al lesionado Servín y Monreal completó la oncena. Con esta once, los naranjas tuvieron un amplio dominio del encuentro, los movimientos de los laterales siguen siendo interesantes, sumado a las capacidades administrativas del balón en el medio campo, lo que a veces cae en una monotonía que le resta efectividad a los ataques. Dos jugadores de similares características como Guachupé y Monreal, dan bastante movilidad a la primera línea de ataque, pero se necesita más gol. En 22´de encuentro, Cobreloa contabilizaba a lo menos tres opciones claras de gol, ninguna dio con la portería.

A los 23´ante una descompensada defensa naranja, Ruiz anotó el primer gol del encuentro, en la primera llegada de Iberia. Como si fuese poco, antes de cerrar el primer lapso, caería el segundo gol visitante una vez más ante una débil y descompaginada defensa loína. ¿Recuerdos del partido con Coquimbo? Fallas defensivas propician goles rivales y la nula capacidad de conversión de goles, provoca la inoperancia del sistema de juego.

Para el segundo tiempo, se ordenaron los ingresos de Cofré por Contreras y Ahumada por González. Volviendo a columnas anteriores, me daré la licencia de cuestionar las decisiones técnicas. Me parece que en la última línea Hurtado se vio más desencajado que González (Ahumada ya recuperado no puede salir del once estelar), mientras que el cambio de Contreras, me parece algo poco urgente para lo que vendría después, el cambio de Silva por Pavéz, que a mi gusto, debería haber sido antes, mantener a Contreras y esperar una opción más en ataque, Iberia difícilmente saldría a atacarte en el segundo lapso.

Los cambios surtieron algún efecto, la defensa se ordenó y Cobreloa logró llegar al gol, pero muy tardíamente. Un empate gracias a dos anotaciones de Monreal, no alcanza para nada jugando en Calama. Destacable lo del ex UC, pues en los partidos que lleva disputados en el conjunto del Loa, ha respondido de gran manera, de hecho es el goleador del equipo.

Fecha libre es la que espera a Cobreloa esta semana, tiempo suficiente para rearmar el equipo, que si bien en su funcionamiento no tiene mayores bemoles, si está careciendo de determinación en puestos claves (delantera, creación y defensa central). Un delantero encendido como Monreal, necesita de un buen compañero, si la dupla será con Jiménez es necesaria una definición de roles que no entorpezca sus funciones y propicie el gol del joven artillero. En defensa no hay más fórmulas que Ahumada y González. Silva desde el primer minuto por favor.

Equivocarse en la próxima fecha ya no está en los planes, los partidos de Copa Chile y las dos primeras fechas de torneo ya dieron claras luces de qué es lo que hay que hacer. Lo dije la semana pasada y lo reitero esta, si no se juega bien y se gana, sólo nos quedamos en versos y de esos ya venimos teniendo suficientes hace más de dos temporadas atrás.


 

Imagen: ANFP

PortalFutbolCL

 

¡Comenta esta noticia!